Featured Post

NORTH-AFRICAN IMMIGRANTS IN RURAL CENTRAL SPAIN

( This paper was never published. Some 12 years old, still worth reading and give consideration. It is reproduced here to anyone's curio...

Sunday, March 01, 2009

(No) faltan médicos

O por lo menos es discutible. En España hay 3,75 por cada 1000 habitantes. Tocamos a un médico cada 266 personas. Por encima de la media de la Europa del euro que tocan a uno por cada 310 ciudadanos. En Francia son 293 y en Alemania un poco menos. En Turquía, que quieren entrar en la Unión. tienen un médico por cada 650 turcos. (http://data.euro.who.int/hfadb/ )

Pero eso son sólo números. Al ciudadano que está en lista de espera o en la cola del ambulatorio no le sirven los números. Aunque se puede intentar dar una explicación: los médicos que hay, están mal repartidos.

Están mal repartidos en el espacio y en el tiempo: hay muchos en centro de las grandes ciudades y menos en las barriadas y en los pueblos; hay muchos médicos trabajando de 8 de la mañana a 3 de la tarde y muchos menos a partir de esa hora, las noches y los fines de semana y festivos. El año tiene 8760 horas y la jornada laboral de un profesional sólo 1725. Es cierto que antes había facultativos que metían (metíamos) jornadas anuales de 2300 o 2500 horas, pero eso ya no es ni aceptable ni posible.

También está el uso que hacemos de la sanidad. Cada mil habitantes generan 6600 consultas de Atención Primaria, dice la web de la Dra. Geli. (http://www.gencat.cat/salut/depsalut/html/ca/dir2255/index.html) Eso supone que cada uno vamos casi siete veces al médico cada año. Mucho ¿no?

Pues algo va a haber que cambiar. Porque más médicos no vamos a producir. Formar a un facultativo especialista cuesta diez años. Si aumentáramos la matricula de nuestra Facultad en un 25% que es mucho, dentro de diez años tendríamos sólo 25 médicos más, buenos para 8000 personas. Y traerlos de fuera, con todas las dificultades que reporta, representa llevárselos de países dónde hacen más falta: poco solidario.

Tenemos demasiado tiempo de facultativo dedicado a tareas administrativas motivadas por nuestro sistema de sobreprotección social: la prescripción altamente subvencionada de los medicamentos y la gestión de las altas y bajas laborales. Y otras cosas.

Nuestro sistema asistencial tiene que reordenarse con mejores criterios de eficacia y que además se expliquen bien a la población. En esto estamos todos juntos: médicos y pacientes. No estoy tan seguro que los dirigentes políticos lo estén también, aunque algunos sean médicos y todos, reales o potenciales, pacientes.

Sucede que la salud y su gestión no suele dar votos. Y su mala gestión los quita. Con perspectivas políticas limitadas a una visión cuatrienal por mor de las legislaturas, las cortas miradas no van a servirnos.

No comments: